Los secretos de Jamaica

A estas alturas no es ninguna sorpresa la admiración que siento por el escritor Jesús Callejo, y con motivo del regreso de uno de sus viajes pongo la nota que él mismo ha puesto en su facebook, esta vez ha sido Jamaica el destino elegido:

Cuando se visita un nuevo país, lo obligado –y hasta imprescindible- es ver aquello que solamente se puede ver en ese país. Parece de perogrullo pero hay parejas de novios (seguro que conocéis a más de una) que les da igual estar es una isla de Tailandia que en Punta Cana porque la mayoría del tiempo lo pasan en la habitación del hotel, en la piscina o en la playa. Cuando deciden hacer una excursión, por prescripción facultativa del touroperador, van a un lago o hacen un pequeño recorrido en catamarán para ver cocodrilos o delfines y cuando regresan a su país de origen suelen decir a sus amigos: “¡Qué paisajes tan maravillosos hemos visto!” y “¡Cuánto calor hacía allí!” Ahora bien, de historia, leyendas y misterios, nada de nada… Para qué.

Si alguno de vosotros se va a Jamaica, palabra indígena que significa “lugar del oro bendecido”, una ironía de las buenas porque nunca apareció ese oro en toda Xaymaca, que sepa que Colón la descubrió para el mundo occidental en 1494 (hasta han hecho un parque temático en el supuesto lugar de su llegada, en Discovery Bay) y que Errol Flynn vivió la mayor parte de sus últimos trece años en la isla de la que decía que nunca  había visto una tierra tan hermosa.

El que vaya debe saber que en ningún otro lugar del mundo podrá ascender a pie unas cataratas de agua (las Dunn’s River Falls), visitar un mausoleo sagrado dedicado a un cantante moderno considerado un dios (Bob Marley) o bañarse por la noche en unas aguas fosforescentes (la Laguna Luminosa). Estos son tres atractivos que ofrece este país caribeño y cada uno con buena dosis de originalidad y de impacto, por no citar la mansión de Rose Hall, considerada la casa embrujada más famosa de todo el Caribe. Como siempre, lo que falta es tiempo y lo que sobra es tanta gente, pero ese es un mal difícil de evitar si vas en verano.

Jamaica es independiente desde 1962 y eso se nota. Se nota que es un país joven donde las infraestructuras están por desarrollar. No hay clase media. Los ricos son muy ricos y los pobres, la mayoría, son muy pobres. Fuera de la iniciativa privada, las construcciones gubernamentales dejan bastante que desear. Su capital, Kingston, no ofrece ningún atractivo al turista y en una autovía principal, por ejemplo, la que te lleva al aeropuerto de Montego, te puedes encontrar con unos cuantos semáforos para que pasen incluso los alumnos de un colegio.

Jamaica cuenta con varios tópicos, entre ellos el ron, el café, el reggae y el hachis. El mayor de todos es que muchos piensan que los jamaicanos son todos rastafaris que están siempre fumando su porrito por la calle. Y lo cierto es que la marihuana, ganja como la llaman en su particular jerga, está prohibida por ley pero te la venden por la calle como si nada (el único lugar donde está permitido fumarla es en el mausoleo de Bob Marley, lugar de lo más idóneo, os lo aseguro). Y cuando lo hacen exclaman en patois ¡Yeah Mon! (que se pronuncia Yaman y significa algo así como todo va bien…) o el reiterado ¡No problem!

Algo bueno de ir a Jamaica es que funciona como una crema antiedad. En el momento que llegas al aeropuerto de Montego Bay ya has rejuvenecido siete horas que es lo que tienes que retrasar tu reloj para adaptarte a sus usos sociales y horarios. Lo malo es que esta crema tiene fecha de caducidad y es la del regreso a España. A cambio, puedes lucir durante unos días una envidiable piel morena, tirando a tostada, con discretos puntitos rojos distribuidos aleatoriamente por tu anatomía, fruto de los calores caribeños y de los mosquitos cojoneros.

No, no, ese de la foto no es Jesús Callejo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s